cabecera familia

Andrea Salmon Baquerizo de González Escrito por  Sep 19, 2018 - 844 Views

5 errores comunes en la crianza de hijos

Ser padres trae consigo una serie de emociones nuevas y una alegría inimaginable.

Al mismo tiempo este nuevo reto de ser padres nos presenta incertidumbreque a ratos nos toma por sorpresa pues cada experiencia es un nuevo reto que deberemos tomar con fe y sabiduría.

Una de las mayores preocupaciones de los padres, en la medida que los niños van creciendo y se van superando algunos obstáculos, es la de siestamos haciendo lo correcto para formarlos en la responsabilidad y con autonomía para tomar decisiones acertadas en el futuro.

La primera infancia sobre todo, en donde el niño adquiere mayor independencia de sus padres y se integra a un ambiente social en la escuela y en su entorno general, está llena de situaciones que pueden ser manejadas de diversas maneras, en donde les daremos oportunidades de aprender a nuestros hijos, o por el contrario les resolveremos todo absteniéndolos de pensar por ellos mismos.

A continuación menciono 5 errores comunes en la crianza de hijos, y que evitándolos ayudaremos a nuestros hijos a crecer con madurez.

1. Contradicción entre los padres

La discrepancia de criterios entre los padres es común, madre y padre tienen su individualidad y por supuesto pueden tener puntos de vista diferentes. Lo importante es que los desacuerdos se analicen y discutan en privado, pues los hijos deben verlos como un frente unido en donde ambos comparten la autoridad y tienen claro lo que es mejor para los niños.

2. Brindarles ayuda demasiado rápido

Sabemos que son vulnerables que necesitan de nosotros, pero la necesidad y un poco de frustración son necesarias para que usen su creatividad para encontrar soluciones. Si acudimos a su ayuda demasiado pronto, pensarán que siempre son salvados por alguien y que sus errores no tienen consecuencias. Los niños toman pequeños riesgos a diario, pues toman decisiones y eligen caminos que marcan una diferencia. Al jugar se caen y se levantan, se raspan las rodillas y continúan. Deben relacionarse y resolver conflictos con sus compañeros, tener su primer amor y vivir todas las emociones inherentes a ello. Esto los ayudará a adquirir estabilidad emocional y desarrollar empatía y compasión. Si elegimos todo por ellos podríamos estar retrasando su madurez, pues al enfrentar dificultades los niños desarrollan talentos, se vuelven astutos y crecen en autoestima.

3. Evitar decirles “NO”

Procuramos que nuestros hijos nos “adoren”, y lo conseguimos cuando los complacemos y hacemos felices. Pero a veces, es importante que tengan carencias ya sean naturales o creadas por nosotros, solo con el objetivo de que vean las recompensas como una consecuencia de sus logros o buenos comportamientos. Los niños se encontrarán con muchas adversidades en su vida y es nuestra labor ayudarlos en esta preparación. Negarles cosas que desea (por una buena razón) es una manera en que podrán comprender que no se puede tener de todo.

4. Confundir inteligencia con madurez

Que un niño sea inteligente o talentoso no significa que haya alcanzado una etapa de madurez. Esto es algo que se suele confundir pero hay que tenerlo presente, ya que podría ser perjudicial que el niño se enfrente “al mundo real” sin las herramientas necesarias. La madurez del niño tiene que reflejarse en sus actos, luego de eso se puede ir trabajando en sus grados de independencia. Este proceso debe ser gradual, y sobre todo saber qué podemos esperar del niño para no llegar a frustraciones.

5. No tener coherencia en la educación

El ejemplo que les damos a nuestros hijos es básico en su desarrollo. Importarán más nuestros actos que el discurso que tengamos con ellos. Esto suena lógico, pero es común ver que los padres no somos congruentes con lo que decimos versus lo que hacemos. Por ejemplo, inculcamos valores como la honestidad, orden y compasión, pero estos valores deben ser enseñados en obras y como forma de vida. Los niños observan todo y podrían relativizar el juicio que han formado sobre los conceptos importantes, aplicándolos sólo cuando sean convenientes y no como lo habíamos deseado en primer lugar.

La educación de los hijos es una de las tareas más difíciles pero a la vez más satisfactorias. Vivamos este camino de una manera informada y revisada, pero sobre todo rodeada de paciencia y amor.

Etiquetado como
Andrea Salmon Baquerizo de González

Psicóloga Clínica.
Directora Propietaria de "Pequeños Genios, centro de atención integral".

Sitio Web: https://www.facebook.com/pequenosgeniosestimulacion/ Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

 

CONTÁCTANOS

    • Contribuye a formar familias con valores y herramientas que eduquen con la firmeza y AMOR necesarios para cimentar una sociedad de cambios constantes
    • Porque Padres educados pueden educar con la firmeza y Amor necesarios para cimentar una sociedad que enfrenta cambios constantes

 

  • Escríbenos a nuestro Consultorio Online
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Top
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…